Cerca de 2 mil familias de Vallegrande y El Trigal fueron afectadas por sequía

    EL DIARIO y agencias.- El asambleísta departamental de Santa Cruz, Alcides Vargas, informó el martes que al menos 2.000 familias de Vallegrande y El Trigal registraron pérdidas de sus siembras por causa de las sequías que afectan a esas poblaciones, ubicadas en los valles mesotérmicos de ese departamento.

“Son alrededor de dos mil familias de Vallegrande y Trigal que están en estado de emergencia y desastre, toda vez que han perdido toda su cosecha, han sembrado tres veces y por la falta de lluvia no han podido tener producción”, informó a los periodistas.

PÉRDIDAS

Explicó que la mayor cantidad de plantaciones que se perdieron, por causa de la sequía, son de maíz y hortalizas, productos que sirven para abastecer los mercados de las zonas urbanas de Santa Cruz.

Vargas informó que los municipios afectados fueron declarados en emergencia y serán asistidos con alimento, forraje y cisternas por parte de la Gobernación, durante los próximos seis meses.

La autoridad anunció que se solicitará al Gobierno nacional que se sume a la emergencia, para que se puedan ejecutar proyectos de riego, que sirvan para paliar las necesidades de los productores de esa región.

POBLADORES SE MOVILIZAN

La pérdida de las siembras por la sequía movilizó a los vecinos de Vallegrande y otros poblados para enfrentar la situación pues no han logrado la siembra de verano que es la más importante del año. Informes iniciales indican que cerca de 1.350 familias han perdido sus siembras de maíz y sus atajados no tienen agua para los animales.

Los pobladores están de acuerdo con la propuesta de entregar alimentos a las familias afectadas en 15 días por parte del COED departamental. La construcción de nuevos atajados será ejecutada en agosto y en septiembre.

En la zona afectada se dispondrá de cisternas para el transporte de agua. Gary Rodriguez, presidente del Concejo Municipal, pidió apoyo para financiar proyectos de agua que no logran ayuda del Gobierno central.

EN 2016

En 2016 la sequía en el país afectó a más de 45 mil familias productoras, dañó 164.960 hectáreas de cultivos en 61 municipios y afectó a 28 variedades de productos sembrados.

La sequía también se tradujo en otro tipo de problemas, como la amenaza de las plagas como el que se dio en Beni, que sufrió la invasión de ratas en el municipio de Exaltación.

La pasada gestión, los cultivos de maní, papa, ají, amaranto, maíz, trigo, frejol, arveja, quinua, cebada, haba, oca, arroz, soya y chía, fueron los más afectados por la sequía.

El Diario.


---------*---------
Scroll to Top